Actualmente me encuentro en mi periodo de vacaciones, no actualizare la pagina ni podre responder sus dudas hasta finales de Febrero, de todos modos si necesitan ayuda pueden visitar el Grupo de Facebook para resolver sus dudas. Nos vemos y gracias por visitarme :D

Jati Oriental

Edit
Igual que los Ravnos de Occidente, los Ravnos que llegan del este tienen sus propias jati, costumbres y creencias. Sorprendentemente no se consideran descendientes de Caín. Incluso se sienten ofendidos cuando se les llama "Cainitas". El relato que viene a continuación está basado en el que me contó Amaravati cuando trató de convertirme a su versión del Camino de la Paradoja. Amaravati también comentó un largo poema épico, Las Heridas de la Espada Nocturna, que se adentra en más detalle en las dos últimas "edades" o "días de Brahma". Resumiendo, creen que el mundo consta de cuatro edades, o "cuatro días de Brahma". No estoy seguro de lo que significa esto último. La primera, la Edad de Oro, se conoce como Satya Yuga y eran los tiempos anteriores a la muerte y el pecado, a los primeros demonios que caminaron por la Tierra. Me imagino que su equivalente para nosotros sería el Jardín del Edén. El fin de la Satya Yuga dio paso a la Treta Yuga, la Edad de Plata. Fue entonces cuando la muerte y los pecados se incorporaron a la realidad.

La maldición hizo acto de aparición en el mundo y los dioses enviaron a protectores para mantener a salvo a la humanidad. La siguiente es la Dvapara Yuga, la Edad de Bronce. Es la época en la que los demonios sedujeron a los protectores del Bien y los tentaron a convertirse. La última de las edades, la edad del Hierro, en la que vivimos, se llama Kali Yuga. La cuenta de la Kali Yuga alcanza ya los 4.397 años. La lucha y la destrucción son sus señas. A lo largo de la Edad de Bronce los guardianes (conocidos como siddhitizayya por nuestros parientes orientales), abandonaron las tareas que les habían encomendado los dioses. Debían proteger a los hombres de los demonios que se afanaban por destruir la estructura de todas las cosas. Al principio cumplieron con su deber, pero con el paso del tiempo se emborracharon del poder que se les había concedido.

Renunciaron a sus tutelados, devoraron su carne, bebieron su sangre y saciaron su lujuria con aquellos a quienes debían proteger. Los hombres los llamaron asuratizayya. Hasta donde he podido averiguar, el término significa "multitud de demonios" o quizá "hordas infernales". Los dioses fueron testigos de los crímenes cometidos por la horda infernal y la maldijeron. Mientras que antes la sangre y la carne constituían un recreo para ellos, la maldición les obligó a alimentarse exclusivamente de ellas. Mientras que antes caminaban libremente a la luz del sol, a partir de entonces sus rayos les quemaban cruelmente para recordarles sus crímenes. Los asuratizayya no comprendieron los castigos que se les impusieron. Se deleitaron en la maldición que cayó sobre ellos y reclamaron para sí el dominio de los hombres.

Los dioses decidieron adoptar ulteriores medidas contra los asuratizayya. En conjunto, las deidadess crearon un monstruo peor que los asutarizayya. Primero Yama, dios de los muertos, buscó entre los muertos un hombre a quien le causasen mayor repugnancia los monstruos. Kali (que parece haber sido diosa de la guerra, la destrucción o el fin del mundo) dotó a ese hombre muerto de pasión por la venganza de aquellos que hubieran sufrido y perecido a manos de los asuratizayya. Indra, probablemente la diosa de las plantas, le confirió fertilidad, la capacidad de engendrar a semejantes para combatir a su lado contra los asuratizayya. La propia Tierra resucitó el cuerpo del hombre y Varona, diosa de la fuerza, restituyó su sangre concediéndole un poder mucho mayor que le de sus rivales. Devi (me parece que se trata de nuevo de Kali, aunque no me explico por qué cuenta con dos apariencias) le concedió el poder sobre el maya, o "engaño". Himavat, dios de las montañas, lo hizo tan resistente como las cumbres. Hanuman, dios de los monos, le regaló una lengua que le permitía hablar con los animales y unos oídos capaces de entender su idioma. Cuando el hombre elegido se encontró ante ellos, el poder de su sangre fluyendo por las venas y la fuerza de las entrañas de la tierra surgiendo de sus miembros, otro poderoso dios llamado Shiva le ordenó destruir a los asuratizayya.

Quiero hacer notar que estoy convencido de que no he interpretado bien en qué consiste cada uno de los deberes de los diferentes dioses y creo firmemente que algunos se solapan a los de otros. Todos mis intentos por descifrar la información relativa a este extremo me condujeron a una confusión en la que no podía invertir demasiado tiempo. Confío en ampliar mis conocimientos, pero hasta el momento esto es lo mejor que puedo ofrecerles. Tres dioses decidieron maldecir a la nueva creación. Surya, dios del sol y Agni, dios del fuego, se negaron a prestar ayuda a un muerto y manifestaron que la nueva criatura causaría un azote mayor que el que estaba destinado a destruir. "El fuego le perseguirá siempre", dijo Agni. "Mi cara, el sol, algún día lo devorará", afirmó Surya. Brahma (el dios creador y aparentemente, también Shiva) volvió sus cuatro cabezas (sí cuatro cabezas) al demonio. Este hecho privó al demonio de sustento natural y lo condenó a un apetito eterno y ansia de vicios antinaturales. Brahma bautizó a la criatura con el nombre de Zapathasura (esta traducción está muy clara: "demonio maldito"). Es el mismo ser al que llamamos Ravnos Antediluviano.

La historia cuenta que, a pesar de las maldiciones que pasaban sobre él, Zapathasura se esforzó por cumplir con sus obligaciones en el mundo, que consistían en la destrucción de la plaga que azotaba a la humanidad. Me cuesta creer que el progenitor de nuestro linaje fuera tan desinteresado, dado la naturaleza de nuestra existencia. Ahí concluye la historia, pero Amaravati atesora otras revelaciones de los tiempos posteriores a la creación de Zapathasura. Además, el Jaravalanisha Vrana, o Las Heridas de la Espada Nocturna aportan ulteriores datos a nuestra historia. Resulta interesante comprobar cómo estos Cainitas han decidido proporcionarse un contexto y un propósito que faltan en tantos parientes europeos. Desde que reciben el Abrazo son adiestrados para emprender una guerra santa contra otros sólo por el linaje. Pensándolo mejor, tampoco son tan diferentes. Los elementos de la maldición de Brahma, Agni y Surya se corresponden en gran medida con lo poco que he oído de los orígenes de Caín. Dudaría que nuestro fundador fuera Caín en persona. Me pregunto si se tratará de una historia deformada traída a India desde Enoch durante el viaje del fundador hacia el este.

Otro de los aspectos que me interesa es las consecuencias de que existieran otros Cainitas en India antes de Zapathasura y que su presencia le ofendiera en cierta manera. O quizá simplemente quería la tierra para sí mismo. No me gusta especular a la ligera en materia antediluviana, especialmente en relación con una historia preñada de una religión pagana.

Las Heridas de la Espada Nocturna

Este poema épico relata la historia de los Ravnos desde su creación por los dioses indios y algunas de sus batallas más espectaculares con los asuratizayya. Los seguidores del Camino Oriental de la Paradoja, llamados Mayaparisatya, lo conciben como un texto religioso que enseña lecciones y proporciona una guía espiritual para los seguidores de este camino. No es una obra de profecías, ni tampoco tan legendaria como el libro de Nod. De todas formas, está incompleto. El poema completo, supuestamente redactado por Zapathasura en persona, debería encontrarse en su refugio. La especulación en cuanto al tema sobre el que versan las partes perdidas es monea frecuente entra las filas de los Ravnos Indios. Los rumores sobre su contenido van desde secretos prohibidos de la Golconda hasta instrucciones que Zapathasura se reserva para el fin del mundo. Los más ancianos de la jati Brahmin susurran que la conclusión encierra una maldición tan terrible que sumiría a todo el clan Ravnos en un frenesí caníbal, por mencionar una parte y que Zapathasura la ocultó para proteger a sus descendientes. En realidad, nadie sabe si existe tal conclusión , o si Zapathasura simplemente abandonó el poema sin terminarlo.

Los Recién Llegados

Puede que nosotros hayamos olvidado muchas de las vías del este, pero no es el caso de Amaravati y el resto de los recién llegados a Europa y Oriente Medio. ¿Se han cansado los cachorros de las estrictas reglas de su patria? ¿Se trata de Ravnos movidos por la ansia de vagar, que decidieron atravesar las montañas?. No lo sé. Tal y como ha ocurrido al menos cuatro veces en el pasado, vuelve a pasar ahora y llegan más Ravnos a Europa. Pocos son conscientes de que los Ravnos llevan al menos 2.000 años en Europa y muchos menos se preocupan por ello. Muchos siguen una ética similar a la Vía Paradocis de los Sibaritas. Creo que algunos han llegado hasta aquí siguiendo las historias que un grupo de Sibaritas les contó a sus señores hace siglos. Les acompañan muchos otros que siguen el Mayaparisatya, el más antiguo y (según dicen) puro de los Caminos de la Paradoja.

Yo no afirmaría que los recién llegados, como grupo formen una nueva jati. Resultaría más acertado decir que cada grupo emparentado tanto por la sangre mortal y de Ravnos considera a sí mismo una jati y en ellas existe un fuerte tabú acerca de dar el Abrazo fuera de esa descendencia mortal. Los recién llegados sean cual sea su fundamento ético, viajan en caravanas con parientes mortales. Crean necrófagos (Ghouls) u dan el Abrazo exclusivamente a estos parientes, excluyendo a los forasteros o "gaje", como ellos los llaman. Hasta donde alcanzo a adivinar, el significado del término se acerca a algún concepto entre "incivilizado" y "animal". Se trata de una pura conjetura a partir del contexto, y puede que no tenga ese sentido ofensivo literal. Aquellos a los que interrogué se negaron a revelar su significado. Una preocupación importante nace de un grupo de Ravnos que no son de sus linajes mortales, a los que se les llama Roma y que supuestamente deben ser destruidos. Esta norma no es universal y existen pocos que sean lo suficientemente poderosos como para destruir a todo Ravnos que les resulten insatisfactorios. Además, la Vía paradocis tiende a racionalizar más el Amaranto. Los Sibaritas no cometen diablerie con los Ravnos, pero no sé qué ocurre con los recién llegados.

La JatiIndia

Tengo que reconocer que no sé mucho de la lejana India. Es un país legendario y misterioso plagado de dioses extraños y demonios salvajes, si sólo una parte de las historias que he oído son ciertas. Amaravati me ha contado muchas cosas, pero habla con metáforas y leyendas y me cuesta diferenciar los hechos de la fantasía. Parece claro que hay Ravnos por toda India y han vagado por ella al menos tanto tiempo como el que han merodeado los Tzimisce. Muchos gobiernan ciudades en calidad de príncipes (abiertamente ante los mortales o en las sombras). Según Amaravati los demonios asuratizayya se oponen al dominio de los Ravnos en la mayoría de estas regiones y la guerra surca India como oleadas: puede que una ciudad sea pacífica una semana y se encuentre asediada a la siguiente. Resulta difícil predecirlo.

¿Te gusto la entrada?
Compartir en Google Plus
Sobre las Fuentes
Por favor visita el apartado “referencias” para encontrar las paginas originales de donde fue extraída la información, vampiro.cl es un compendio, nuestro objetivo es recopilar la mayor cantidad de contenido que circula por la web, son muchas personas que día a día traducen y/o comparten conocimientos que verteremos acá, nuestro aporte es clasificar, ordenar y compartir con la comunidad rolera.

0 comentarios:

Publicar un comentario