Grupos e Individuos

Edit

La maldición de un Catayano es personal, pero son muchos los que buscan la compañía de otros, tanto por la necesidad de protección (si fallan esta vez serán expulsados para siempre del Ciclo) como por la necesidad de compartir el pesar de otros desheredados. En cualquier caso los Kuei-jin, como los mortales, son personas independientes con opiniones totalmente propias. La no vida en un wu no es ni mucho menos idílica, ya que sus miembros son monstruos regresados del Infierno para compensar sus fallos mortales. Por supuesto, cada uno tendrá motivos radicalmente distintos para haber regresado de la tumba, muchos de los cuales no coincidirán con sus motivaciones. 

La no vida de un Catayano está marcada por la presión de tener que atender las necesidades personales y las del grupo; no un destino envidiable.

¿Te gusto la entrada?
Compartir en Google Plus
Sobre las Fuentes
Por favor visita el apartado “referencias” para encontrar las paginas originales de donde fue extraída la información, vampiro.cl es un compendio, nuestro objetivo es recopilar la mayor cantidad de contenido que circula por la web, son muchas personas que día a día traducen y/o comparten conocimientos que verteremos acá, nuestro aporte es clasificar, ordenar y compartir con la comunidad rolera.

0 comentarios:

Publicar un comentario