Parte 03: Conoce a tu Enemigo

Edit
Eso en cuanto a la política general. Hablemos ahora de los valores familiares. El linaje de un vampiro significa muchas cosas, y sus clanes se meten en rollones con tanta frecuencia como las familias humanas. La ascendencia de un vampiro condiciona sus poderes, su postura política... demonios, incluso su personalidad hasta cierto punto. Y también puede tener influencia sobre sus ghouls. Bien, ya os he explicado por qué es tan importante conocer a los clanes: vamos a ello.

Sé que hay 13 clanes. Y aparte hay otras líneas de sangre. Es sorprendente lo que ocurre cuando los ghouls se reúnen y charlan y tomas prestados unos cuantos libros de un vampiro o dos que no van a necesitarlos más. Empecemos por el principio y vayamos avanzando por orden alfabético (ruido de papeles).

Assamitas

Odio iniciar este resumen con una nota en falso, pero no sabemos una maldita cosa sobre este clan. Supuestamente son unos sombríos asesinos vampíricos que cobran en sangre, pero nunca he hablado con nadie que haya visto uno. Si tiene ghouls, ninguno deja su servicio.

Esto nos deja en la inopia sobre cómo cazarlos, pero no os preocupéis por ello: si alguna vez encontráis a alguno, de todas formas no tendréis tiempo de analizar sus defensas.

Brujah

Ahora, los Brujah.... (suave risita). Sabemos mucho de ello. Hay unos cuantos en cada ciudad, y no ponen pegas a reclutar ghouls de forma inmediata.

Mis opiniones acerca de ellos están divididas. Por un lado, incluyen a los vampiros más propensos a tratarte como una persona... demonios incluso como un igual. Son una pandilla muy igualitaria, al menos algunos de los mas jóvenes, y los usos sociales se la traen bastante floja. No les importa ser vistos en compañía de un colega ghoul, y siempre están buscando aliados en su lucha contra "El Hombre". Que me condene si sé qué significa eso para un clan de la Camarilla.

Pero hay una pega, claro. Los Brujah pierden el control con mucha facilidad. No tengo que explicar a muchos de vosotros cómo es el ataque de locura vampirica: ya lo habéis visto. Pues un Brujah puede ponerse así casi por cualquier cosa. Joder, por lo que sea. ¿Alguien intenta impedirles una entrada a la discoteca? ¿Un mendigo se pone muy pesado pidiéndoles unas monedas? ¿Un telepredicador sale en la tele y no les gusta su corbata? (breve silbido agudo). Así de fácil. La razón se esconde en el sótano y el Brujah ya está arrancándole los brazos a alguien y metiéndolos en un buzón de correos. Esto puede ser su punto débil. Un Brujah furiosos puede no reparar en las armas que le están apuntando al otro lado de la calle, pero provocarle frenesí deliberadamente es como patear a un oso en las pelotas para llevarle a una emboscada. El plan puede funcionar, pero tendrás suerte si sales entero.

Son unos luchadores realmente temibles, puede que los mejores de todos los clanes, y luchan mucho. Algunos Brujah de Houston descubrieron una vez la existencia de nuestra secta y decidieron que les gustaría ayudarnos: disolví la célula de Houston y no envíe a nadie a la ciudad durante tres años. No me fiaba de ellos, no importa lo serios que sonasen al hablar de las semejanzas entre nuestra causa y la de los anarquistas.

Los anarquistas, para los que hayáis estado en las brumas de la ignorancia, son los Vástagos que no se preocupan por el gobierno secreto y quieren derrocarlo. Con qué piensan reemplazarlo, no estoy seguro. Su nombre sugiere anarquía, pero soy demasiado viejo y estoy demasiado curtido para fiarme de la palabra de un vampiro. Saben un par de cosas sobre tácticas terroristas y algunos de ellos son bastante decentes con nosotros... pero leed la letra pequeña. Puede que no sean tan refinados y que no tengan un plan concreto, pero no toméis la conducta caótica por estupidez.

Caitiff

Y esto nos lleva a los Caitiff.

Sólo para aclara las cosas a los que estéis un poco confusos, los Caitiff no son un clan. Son más bien una especie de grupo social, una secta dentro de las sectas. Podéis encontrar una piña aleatoria de vampiros de todos los clanes cansados de seguir las directrices del partido. No tienen una verdadera organización y toleran más el individualismo, así que no tengo mucho que decir sobre el "clan Caitiff", salvo que su falta de organización les hace presas más fáciles.

Gangrel

Son un clan difícil de clasificar. Vagan de una ciudad a otra, para empezar, algo que suele ser suicida para otros vampiros, incluso los que pueden volverse invisibles. Además, para ser sinceros no hay muchos ghouls que se unan a nosotros tras haber dejado el servicio de un Gangrel. Por lo que he oído, prefieren la compañía de animales. (Bullido irónico). Podríamos hacer algún chiste grosero, si quedase algo de sexualidad en los vampiros.

No pasan mucho tiempo en las ciudades, y es casi imposible seguirles la pista en territorio salvaje. Evitan el politiqueo y las negociaciones, y yo diría que no vale la pena negociar con ellos. Está claro como el infierno que no valen el esfuerzo de acecharles. Ningún otro vampiro, no siquiera un Brujah, se vuelve tan salvaje como ellos cuando se enfurecen. Lo único bueno es que no hay que preocuparse por si tienen muchos amigos: casi siempre actúan en solitario, lo que nos facilita las cosas.

Cabrones, tozudos y medio animales: sólo me he encontrado con unos pocos Gangrel y ya tengo de sobra.

Giovanni

 Los Giovanni, por otra parte, tienen una unidad de clan tan fuerte que son prácticamente endogámicos. Estos italianos mantienen el vampirismo en la familia, por así decirlo: no recuerdo a ninguno de estos chupones que no tuviese el apellido Giovanni en sus tarjetas de crédito. Supongo que también tienen a sus ghouls en la familia... al menos, nunca he oído lo contrario. Son en gran medida la Mafia de los Vampiros. Scorsese debería tomar lecciones sobre el capo Giovanni local.

(Sonido rítmico, probablemente de golpeteo con los dedos). Y para acabar de arreglarlo, esos bastardos tienen el apodo de "Nigromantes" entre los vampiros que los conocen. ¿Significa esto que resucitan a los muertos? No lo sé y no quiero saberlo.

Nunca intentéis cazar a uno en su refugio. Están interesados en el dinero, pero lo más importante es que están más interesados en la información que no tiene nadie más. Así como muchos otros clanes, pueden ser atraídos al exterior si usas un cebo adecuado. Simplemente tened cuidado con sus criados y hagáis lo que hagáis no os acerquéis a ellos. (Carraspeo) Tenéis que tumbar al Giovanni a distancia, u os hará pedazos. Y aseguraos de acabar con él: si escapa o avisa a su clan, caerán sobre vosotros como la cólera divina. No son gente con la que uno se pueda meter sin problemas.

Lasombra

Y con esto pasamos a los Lasombra. Parecen ser exclusivamente del Sabbat, y desde luego encajan en la secta. La segunda mejor forma de reconocer a uno de estos fenómenos es ponerle un espejo delante. Exacto: no se reflejan. Antes creía que era un cuento de viejas, como la historia del agua corriente. Después de todo, la gente creía que los vampiros no se reflejaban porque carecían de alma. esto describe bastante bien a los Lasombra. Unos fríos bastardos.

Pero esa es la segunda mejor manera de reconocer a un Lasombra: sólo es la segunda porque no les gustan los espejos y te pueden volver la cara del revés si les pones uno delante. Lo mejor es saber si estás o no en territorio del Sabbat y entonces averiguar qué vampiros no usan a los ghouls. Los Lasombra nos odian, Dios sabe por qué. Los pocos ghouls que tienen sufren todo tipo de abusos. Unos bastardos hipersensibles, esas "Sombras" (la mayúscula y las comillas son mías; el tono indica amargura/desprecio). Los más viejos se visten como la antigua nobleza española, y los nenes más jóvenes podrían ser Brujah, con  todo el cuero y el metal que gastan.

Os diría que los vigilaseis estrechamente, pero para ser sinceros, espero que nunca os acerquéis tanto a ellos. Les gustan los juegos, y les gustan las piezas desechables. Algunos de los más jóvenes son más soberbios de lo que les conviene, pero los antiguos están siempre tres pasos por delante de cualquiera. Si quieres atrapar a uno de ellos, llena un sitio de luces. No es una broma. Puede que no sea muy sutil, pero si rodeas a un Lasombra con luces desde todas las direcciones, eliminando las sombras, pierde muchas ventajas. Entonces tumbadle con rifles de gran calibre y no os acerquéis hasta que haya dejado de moverse: entonces será vuestro. Pero si queréis mantener a uno vivo, preparad una celda con las mismas luces brillantes. Nada de sombras. ¿Captado? Hacedme caso. Probablemente os salvará la vida. (Ruido de una pluma sobre el papel).

Malkavian

(Ruido de pasar páginas: profundo suspiro). Ahora, puede que alguno hayáis oído hablar de los Malkavian.

Dios, son terroríficos. Una de mis patrones me dijo una vez que son inofensivos, que se limitan a hacer el loco por ahí, intentando gastar bromas idiotas a todo el mundo. Estaba más que equivocada que cualquier otro al que haya escuchado alguna vez. Hasta el último de los Malkavian está chalado de una forma u otra. Y no estoy hablando de una "locura divertida" como la del Pato Lucas: me refiero a psicópatas como Charlie Manson o Jeffrey Dahmer o esos mendigos sin hogar que veis en la calle gritándole a un Jesús invisible. Tampoco ayuda que parezcan cuerdos y educados. Les gusta fingir que son inofensivos. Les encanta absoluta puta mente.

Y cuando das la espalda a esos lunáticos, empiezan a moverse. Puede que corten en pedacitos a tu mejor amigo sólo para hacer unas risitas. También he oído que enloquecen a la gente susurrándole sin ser vistos, cosas como "Dios te odia" o "Mata a tu novio". Supongo que les gusta la compañía. Y es un hecho que la consiguen: casi todos los ghouls que crean acaban tan locos como ellos. Así que cuidado con lo que bebéis ¿de acuerdo?.

Identificad a vuestro objetivo. Si sabéis que es un Malkavian, identificad su locura. Encontrad un agujero y aprovecharlo. Golpead a un maníaco depresivo en su fase de depresión, o clavad a un Malkavian con múltiples personalidades durante su transición o cuando haya asumido una personalidad débil. No son gran cosa en combate cuerpo a cuerpo, pero pueden escurrirse casi de cualquier trampa si no está bien asegurada. Golpead fuerte y rápido: si le dais a un Malkavian el tiempo para reaccionar, probablemente habréis perdido.

Nosferatu

(Toses) Los Nosferatu no son mucho mejores, pero al menos puedes distinguirles como lo que son. Cuando los ves, claro. Son unos cabrones muy sigilosos, y oler a uno de ellos suele ser más fácil que verle. Menos mal. Una vez has visto a un Nosferatu "desconectado" (suponemos que se refiere a Ofuscación), nunca lo olvidas. Parecen leprosos mutantes y huelen como una cloaca... lo que resulta apropiado, pues allí es donde viven. La primera vez que veáis a uno, os quedaréis aturdidos por el susto. A mí me pasó.

Debéis tener cuidado al tratar con ellos, sobre todo si sois del tipo guapito. Muchos de ellos están resentidos hacia la belleza. Lo bueno es que muchos Nosferatu están dispuestos a vender a sus hermanos vampiros si el precio es bueno. Esto quiere decir información, favores o lo que tengas. Por lo general son... criaturas de palabra... pero no tanto como para recomendar a los novatos que hagan tratos con ellos.

(Risita suave) Y la verdadera cuestión es: ¿Vale su vitae el repulsivo proceso de conseguirla? humm. Buena pregunta. Tengo un amigo que dice que es buena y potente. Jura que sí. Por supuesto, estos últimos años su imagen a tenido altibajos, dependiendo de si había tomado o no su jugo de leproso. Si se ha puesto hasta arriba de vitae Nosferatu, parece el culo de un mandril con almorranas. Sino, no es tan feo. Así que supongo que es un gusto adquirido, pero hey, si es sangre Nosferatu o nada, unas cuantas ampollas extras no parecen tan malas.

Los Nosferatu son tan difíciles de atrapar como los Malkavian; igual de escurridizos y mucho más feroces en una pelea. También tienen mejores redes de información que la mayoría, así que es difícil ponerles un cebo. Id a por los jóvenes y estúpidos, los que aún no han tenido la oportunidad de establecerse. Es más: todo Nosferatu tiene enemigos: es muy fácil guardar rencor a esos feos e inteligentes bastardos, así que quizá puedas conseguir algunos aliados para actuar contra los leprosos. Con un poco de suerte, el Nosfi estará intentando quitarse de encima a tu colega chupon mientras tu te acercas por detrás con la estaca.

Ravnos

(Pausa, sonido de pasar una página) Supongo que podría haber hablado de los Ravnos cuando mencioné a los Gangrel, ya que ambos clanes tienen mucho en común. No son jugadores de equipo, vagabundean mucho y no se preocupan especialmente de los ghouls.

Pero los Ravnos son parias por una razón diferente, y no son Gangrel de ninguna manera. Creo que no importa quién seas, siempre oyes hablar de ellos mucho antes de que aparezcan. Desquiciados rumores sobre los Cainitas gitanos que llegan a la ciudad y roban el juguete favorito del príncipe. O puede que un amigo tengo un domitor cuyo sire tuvo que expulsar  a los Ravnos de su dominio.

Estés avisado o no, nunca estarás lo bastante preparado cuando te encuentres con ellos. Llegan en un torbellino a la ciudad, bailando en el borde del territorio del príncipe y embaucando a los lugareños. Puede que os encontréis con alguna mientras realizáis vuestras tareas: parece bastante normal, aunque un poco exótica... y entonces el mundo desaparece bajo tus pies. Las paredes se doblan, tu cuerpo se funde, el cielo se abre, y entonces... ¡bam! Estás de vuelta en el punto de partida, agarrándote a lo que sea para asegurarte de que el mundo sigue en marcha, y ella te sonríe y te da un mensaje que debes entregar. Simplemente, primero tenía que atraer tu atención. Y eso suponiendo que decidiese que necesitaba una razón para jugar contigo (Sonido de beber).

Deduzco que raramente mantienen ghouls. Tiene sentido. Nadie podría seguirles el ritmo. (Suave ruido de rascar, pausa) Pero es muy fácil ponerles un cebo. Algo así como el síndrome del "mejor ladrón del mundo": difunde el rumor de algo que suena interesante, y es "imposible de robar" y tendrás a los Ravnos haciendo cola ante tu puerta.

Y entonces será mejor que te ocupes de ellos con rapidez, o te quitarán hasta el aire que respiras.

Seguidores de Set

Alguien me dijo una vez que los Seguidores de Set eran un gran chiste, un culto de chupasangres adorando a un dios muerto con PBS en sus huesos. No es lo que he visto.

(Lento suspiro) Los Seguidores de Set son un verdadero problema... creo. Ya veis, a los demás vampiros no les gusta, pero por alguna razón no se les trata como amenaza. Muchos consideras a las Serpientes una especie de anticuadas reliquias, fanáticos que no se han dado cuenta de que los dioses con cabeza de animal pasaron de moda hace miles de años. Si, suena fácil de despreciar.

Pero cuando no hablas con chupones, sino con gente de la calle, oyes otras cosas. Sí, los Seguidores están metidos en el crimen organizado, el tráfico de drogas y todo eso. Pero parecen inspirar respeto y una lealtad un tanto fiera. Sabéis cómo a muchos chupones les gusta negaros lo que queréis, para tenernos flacos y hambrientos como perros de caza... Pero los Seguidores de Set no hacen eso. Te dejan buscar lo que quieras... demonios, incluso te dan ellos si te has portado bien. Ni siquiera tienes que ser uno de sus ghouls para que te traten así. He oído a veces que pueden enterarse de si tienes problemas con los prestamistas locales y hablar con ellos en tu favor. Puede que te den hasta un poco de dinero extra para que lleves a tu niño a la guardería. Y todo sin pedirte favores a cambio ¿Cómo rechazar algo así?

Y eso es algo de lo que los demás vampiros no parecen darse cuenta. Supongo que es porque no tienen la misma perspectiva de gusano que nosotros. Pero el Seguidor de Set corriente tiene montones de ghouls y montones de amigos humanos tan jodidamente leales que jurarías que están vinculados. Para gran parte de la gente, su nuevo amigo es lo mejor que les ha pasado nunca. Matarían y morirían por su benefactor. (Pausa).

Es fácil desdeñar a los Seguidores de Ser cuando eres un vampiro rico y poderoso que está sentado en su ático de lujo, leyendo finanzas o algo así. Pero en las peores zonas de la ciudad, suelen ser el poder principal... y con frecuencia el único. Y no se dan por satisfechos con los barrios bajos. (Pausa).

Han ofrecido ayuda a nuestro grupo. Sin compromisos. Y si aceptamos todo irá bien y esos vampiros que nos molestan lo tendrán todo mucho peor. (Larga Pausa).

Vamos a rechazar su oferta por ahora, y es la postura oficial. No aceptes almuerzos gratis de nadie. (Suave tos) Supongo que eso incluye también a los Seguidores de Set.

Toreador

(Sonido de beber; carraspeo) Ahora los Toreador se han convertido en uno de los clanes más famosos. Muy guapos, muy sofisticados, el tipo de gente que ves desde el otro extremo de la sala y juras por lo más sagrado que no puede existir nada tan bello. Pero cuidado, porque estas preciosidades tienen un lado cortante.

(Suave suspiro) No sé si tenemos una opinión unificada acerca de los Toreador: si alguna vez habéis visto alguno, sabéis lo difícil que resulta ser objetivo con ellos. Suelen escoger ghouls bien parecidos y a veces tienen arrebatos de romances. El final puede ser feliz o no.

(Golpeteo: ¿Metal sobre madera?). Puede que haya votos de amor eterno y el ghoul consiga la inmortalidad... al estilo de los vampiros, o quizá el Toreador haga trizas al ghoul, acusándole de haberle traicionado. Puede pasar de todo.

(Carraspeo, la voz deliberadamente seca) Son buenos luchadores, pero no imparables. Y también son más fáciles de distraer que la mayoría: debe ser un efecto secundario de esos sentidos suyos taaaan aguzados. No serían mi primera elección como presa, pero hay cosas peores.

Tremere

(Tos, pequeña pausa) Hay siete clanes en la Camarilla, y es muy difícil conseguir información sólida sobre dos de ellos: el Gangrel, del que ya os he hablado y el Tremere. Si jugáis a la asociación de ideas de un chupón y decís "Tremere", lo más probable será que conteste "hechiceros". Bien esa es la palabra clave, de todas formas.

Los Tremere son una especie de siniestra logia neomasónica, por lo que puedo decir, no les gustan a ningún otro clan: ni siquiera tienen aliados informales fuera de su propia sangre. Por supuesto, lo compensan manteniéndose tan apiñados como sea posible. Muchos de ellos están dispuestos a acudir de inmediato en ayuda de un compañero de clan. Sus criados pronuncian juramentos triples de secreto y no se les ve mucho fuera de su refugio. Control, mucho control. Pero la verdad es que los Tremere tienen el misticismo de su parte y quiero decir misticismo que funciona: vudú, sortilegios, juju, medicina, alta magia... no sé con certeza como lo llaman y no creo que importe. Los resultados son los mismos: pueden lanzar maldiciones, invocar tormentas, agriar la leche.... todas esas cosas. Pensad en ello la próxima vez que paséis junto a una de esas librerías ocultistas donde pasan el tiempo todos esos chavales pálidos y sin amigos. Algo de esas historias de magia es real y supongo que nadie tiene una biblioteca de hechizos mejor que la del clan Tremere. Nunca intentéis atrapar a uno en su casa: es como meter la mano en un agujero de serpientes para coger una sin peligro. Si tenéis que tratar con los Tremere, intentad atraerlos a terreno neutral, si es que lo hay. Son poderosos en sus cubiles, y su magia os puede matar bien muertos. Así que ya sabéis. (Sonido de beber).

Tzimisce

Los siguientes, de acuerdo con mis notas, son los Tzimisce. (Sigue una larga pausa, puntuada por un tenue ruido de fondo. Tras un gemido, la charla continúa).

De todo lo que he visto y oído, son absolutamente los peores. Puedes estar sirviéndoles aperitivos una noche, y a la siguiente estar atado a una mesa de laboratorio, mientras te descuartizan con sus garras y te vuelven a juntar de una forma que les guste más. Mutando como un monstruo de Frankenstein o una víctima de las radiaciones, o arrojado como alimento para otra creación. También les gusta la tortura: se lo pasan en grande troceándote nervio por nervio sólo para oír en qué tono gritas. No, no es cierto. Lo peor es que no se divierten con ello: se limitan a quedarse como médicos o algo así, contemplando con curiosidad cómo se arrastra y retuerce la carne humana de la mesa, como si estuviesen haciendo algún jodido experimento. He oído que algunos acuden a ellos voluntariamente. "Hacedme bello", dicen. "Hacedme musculoso", "Enseñadme a hacer lo que hacéis". (Pausa más breve. El orador recupera la palabra con un tono ahogado).

No acudáis nunca a los Demonios, si veis a uno, o si oís que hay uno cerca, corred. Intentad alejaros, aunque eso os mate.

Ventrue

(Otra pausa, crujido de papeles. Vuelve a hablar con un tono más claro). Por último, tenemos a los Ventrue. Probablemente son el reflejo de la Camarilla de los Lasombra del Sabbat; ambos clanes se odian, seguramente porque ambos son unos maníacos del control. Lo más que puedes decir delos Ventrue es que son mejores acerca del noblesse obligue, y que siempre intentan actuar como aristócratas civilizados, Bueno, no siempre, pero tienen el suficiente buen gusto para mantener su brutalidad "en la familia", por así decirlo.

Lo veas como lo veas, los Ventrue son a todos los efectos unos absolutos maníacos del control. Son los típicos príncipes, al parecer porque tienen más contactos y tal que nadie más. Tiran de muchos hilos y están muy puestos en el protocolo. Si un Ventrue llega siquiera a sospechar que un ghoul está poniendo en peligro la Mascarada ¡pffft!. Adiós ghoul, gracias por los años de servicio y procura no derramar sangre sobre la alfombra. Pero tienen montones de ghouls y dan órdenes a sus criados como los señores de la mansión. Mientras todos se comporten, tienen una organización bastante buena en marcha. De hecho, no es raro que un Ventrue convierta en ghoul a sus descendientes mortales y familiares, convirtiéndose efectivamente en el patriarca de su propio mini clan. Y luego hablan de familias de "viejos ricos"...

Los Ventrue ofrecen también inmortalidad líquida a varios viejos y poderosos peones demasiado útiles para dejarles marchar. Es una oferta cojonuda, sobre todo cuando estás muy entrado en años y no tienes mucho a donde mirar. No todos los ghouls de un Ventrue son necesariamente parte de su personal doméstico, así que ¡cuidado!. El sargento de recepción de la comisaría local puede no sólo estar en el bolsillo de un Ventrue, sino también haber aprendido algunos trucos sobrenaturales.

(Toses) Lo único bueno de tratar con los Ventrue es que con tantos ghouls que tienen, hay mucha competencia por su atención. Esos juegos de ganarse el favor del amo... probablemente los conocéis bien, ¿no?. Esos juegos son bastante comunes entre los domésticos Ventrue. Y no todo el mundo puede tener los favores del domitor a la vez, así que reclutamos bastantes descontentos bajo las mismas narices de los Ventrue. Y es más, con la ayuda de uno o dos ghouls maltratados, puedes acabar con una buena cantidad de sangre Ventrue como premio.

Pero es un trabajo muy delicado, y no lo recomiendo a menos que sepáis exactamente qué estáis haciendo.


¿Te gusto la entrada?
Compartir en Google Plus
Sobre las Fuentes
Por favor visita el apartado “referencias” para encontrar las paginas originales de donde fue extraída la información, vampiro.cl es un compendio, nuestro objetivo es recopilar la mayor cantidad de contenido que circula por la web, son muchas personas que día a día traducen y/o comparten conocimientos que verteremos acá, nuestro aporte es clasificar, ordenar y compartir con la comunidad rolera.

0 comentarios:

Publicar un comentario