El Benelux: Bélgica, Luxemburgo y Holanda

Edit
Debido a las múltiples ocupaciones históricas y a sus condiciones geográficas especiales, los príncipes de estos tres países forjaron una alianza llamada el Consortium. Aunque cada una de las naciones mantiene su independencia y su libertad, los príncipes se ayudan entre ellos si es necesario. La información fluye libremente entre sus dominios. A pesar de este hecho, los estados que forman el Benelux permiten que cualquier Vástago posea un refugio con facilidad. Son muy liberales con los extranjeros.

Si te comportas de forma adecuada, es posible que viajes por estos países durante semanas y no te encuentres con ningún Vástago. Sé que aquellos vampiros que han violado la Mascarada u otras Tradiciones vitales han desaparecido con rapidez y de forma permanente, por lo que no malinterpretes la lasitud de las normas de presentación por un signo de debilidad.

Bélgica

Bélgica es con diferencia el mayor país del Benelux. Este país tenía dos colonias en África: Ruanda y Zaire, colonias que se convirtieron en países independientes a mediados del siglo XX. El gobierno mortal de Bélgica es una monarquía, aunque el país es gobernado por un parlamento democrático. Bruselas alberga los cuarteles generales de la OTAN, de la Unión Europea y del Consortium. Bélgica es un país rico. Los Vástagos locales se relacionan con la economía y la refuerzan con dinero, prefiriendo manejar las cuerdas en silencio, ya que son unos maestros en este arte. Seas anarquista o no, si viajas a Bélgica para reunirte con otros Vástagos de otras partes del mundo, estás en el lugar correcto. Sin embargo, si optas por quedarte y establecer tu residencia en el país, te darás cuenta de que toda la nación ya está divida entre los Vástagos locales. Encontrarás dificultades para pregonar el cambio a algunos de los Vástagos más conservadores de Europa. Bélgica es un punto de partida excelente para aquellos jóvenes anarquistas dispuestos a viajar por Europa, ya que dispondrán de tiempo para ajustarse al clima cultural y reunir información y experiencias personales. Debes tener en cuenta que tu presencia acabará llamado la atención (de forma pacífica si te mantienes en silencio y airada en caso contrario).

Holanda

Entre la sociedad mortal, Holanda es famosa por su acercamiento liberar a ciertos temas tabú en otros lugares, como las drogas y la prostitución. Sus habitantes vampíricos también poseen una mentalidad abierta, especialmente en lo que se refiere a los neonatos y a su búsqueda de libertad personal de pensamiento y expresión. Los chiquillos adquieren responsabilidades reales al poco tiempo, pasando a formar parte de la red de influencia, favores y prestación sin darse cuenta de ello. Sienten que son libres, que hacen lo que siempre han querido hacer y se muestran agradecidos a sus sires y a sus antiguos por ello. Por este motivo, están atados a su dominio y su familia. No estoy segura de que sea mejor o peor que pasar por la escuela de abuso y supresión que forma parte de los primeros años del resto, pero de todas formas funciona. El primer par de semanas es divertido. Puedes exponer tus ideas con libertad a los vampiros locales siempre que obedezcas las reglas más sencillas de hospitalidad y cortesía. Si eliges encaminarte a este lugar, disfruta de la libertad y no te pelees con nadie. En mi opinión se trata de un país que no necesita anarquistas debido a su propia perspectiva excepcional.

Luxemburgo

Luxemburgo goza de una economía excelente desde el siglo XIX basada en la industria y en la agricultura. Posee una monarquía parlamentaria que fue interrumpida brevemente cuando el país cayó en manos alemanas durante la Primera Guerra Mundial. Tras ser liberado en 1944, Luxemburgo ha mantenido una estabilidad política perfecta hasta la actualidad. Fue miembro fundador de la Unión Económica Europea. Su enorme industria financiera es la base de la economía del país. Luxemburgo es el refugio permanente de dos viejos Ventrue: Sir Henry IV de Luxemburgo y su chiquillo, Henry V de Luxemburgo. Ambos Vástagos están muy involucrados en los asuntos financieros del país y muy interesados en mantener su independencia, por lo que son fervientes defensores de la estructura de poder local. Parte de su política consiste en otorgar refugio temporal a aquellos que lo necesitan para asegurarse su apoyo a cambio del favor otorgado. No hacen demasiadas preguntas, aunque los territorios de caza están muy limitados y esperan que devuelvas el favor durante el tiempo que permanezcas en Luxemburgo. A pesar de esta política, en algunas ocasiones este par de Ventrue han entregado a algunos de sus huéspedes a arcontes denunciándolos como miembros del Sabbat porque los refugiados intentaron utilizar el país como base para transmitir sus creencias a los Vástagos locales. Al igual que ocurre en Liechtenstein, este país es adecuado cuando todo lo demás falla. Sin embargo, deberás tener en cuenta el protocolo y mantener tus objetivos ocultos. Espera ser tratado de forma acorde con tu edad y posición, a pesar de lo frustrante que pueda llegar a ser.

Bulgaria

Bulgaria fue parte del Imperio Bizantino, para después formar parte del Imperio Otomano. Por fin, en 1908 obtuvo la independencia, sólo para verse arrastrada hacia la Guerra de los Balcanes y la Segunda Guerra Mundial al lado de Alemania. Como todas las naciones de esa zona, formó parte del bloque comunista. Tras convertirse en una democracia en 1990, Bulgaria tuvo que reconstruir su devastada economía. En la actualidad, el país se esfuerza por llegar a convertirse en miembro de la Unión Europea en el 2006 y ha conseguido establecer buenas relaciones con Alemania y los Estados Unidos para obtener ayuda. La situación de los mortales de este país está totalmente separada de la de los Vástagos (o mejor, Cainitas). Bulgaria forma parte de los territorios ancestrales de los terribles Tzimisce, y estos Cainitas no muestran demasiado interés en los asuntos mortales mientras que su suministro no esté en peligro. Sofía, la única ciudad de tamaño suficiente como para albergar una comunidad de Vástagos importante, es el dominio de uno de ellos. Él mismo se hace llamar príncipe, pero no te engañes, no se trata de un reconocimiento de la Camarilla, sino de tradiciones más antiguas. Podrías argumentar que no te perseguirían por propagar tus ideales, y quizá estarías estar en lo cierto. Pero imagina lo que te pasaría si estuvieras equivocado. Demasiado terrorífico. Demasiado peligroso.
¿Te gusto la entrada?
Compartir en Google Plus
Sobre las Fuentes
Por favor visita el apartado “referencias” para encontrar las paginas originales de donde fue extraída la información, vampiro.cl es un compendio, nuestro objetivo es recopilar la mayor cantidad de contenido que circula por la web, son muchas personas que día a día traducen y/o comparten conocimientos que verteremos acá, nuestro aporte es clasificar, ordenar y compartir con la comunidad rolera.

0 comentarios:

Publicar un comentario