Los Deberes para con los Nuevos Conversos

Edit
Todos los Ashirra comparten la obligación de vigilar y orientar a los Cainitas que se acaben de convertir, mostrándoles el Islam y las enseñanzas del Qur'an. Cuando un Cainita se conviene en miembro de la secta, se le presenta en la mezquita y los antiguos piden a la comunidad que nombre a uno de ellos para que sea el mentor espiritual del converso durante un año.

Esta tutoría es una oportunidad para incrementar la posición dentro de la comunidad, al demostrarse la sabiduría y las dotes de liderazgo del mentor, que es el responsable de educar al nuevo converso en las costumbres de la secta, de forma muy parecida a cuando un sire educa a su chiquillo, pero sin los explícitos lazos de responsabilidad correspondientes. Este acuerdo permite al mentor contactar con futuros aliados políticos y construir una base de poder que pueda algún día conducirle a una posición dentro del concilio de jueces o incluso a alcanzar el puesto de imán en alguna ciudad importante.

Por supuesto existen ciertos riesgos cada vez que un Ashirra accede a guiar a un converso. Si alguna vez este último renuncia a su fe, esta desgracia se convertirá en un grave estigma para el individuo que se encargaba de su orientación. Aunque esto ocurre pocas veces, ha provocado la caída de varios líderes ambiciosas de la secta.
¿Te gusto la entrada?
Compartir en Google Plus
Sobre las Fuentes
Por favor visita el apartado “referencias” para encontrar las paginas originales de donde fue extraída la información, vampiro.cl es un compendio, nuestro objetivo es recopilar la mayor cantidad de contenido que circula por la web, son muchas personas que día a día traducen y/o comparten conocimientos que verteremos acá, nuestro aporte es clasificar, ordenar y compartir con la comunidad rolera.

0 comentarios: